La conmovedora historia de amor de dos pit bulls

Definitivamente requieren estar juntos!. Hicieron todo juntos. Extrañaban mucho a su mamá. Dependen unos de otros. ¡Espero que encuentren un lugar juntos! ♥.

Tonka y Little P hicieron un viaje con su madre, Kristofer Busching, a Colorado una vez que el coronavirus llegó a la ciudad de Nueva York. Eligieron una caminata en lo profundo de las montañas y establecieron un campamento.

 

Desafortunadamente, mientras subían más alto, mamá perdió el equilibrio y se cayó, llevándose a los perros con él accidentalmente. Kristofer murió en el impacto y ambos caninos quedaron lesionados.

Su compromiso nunca vaciló y los dos perros se negaron a dejar el lado de mamá. Los rescatistas necesitaban sacar a los perros y llevarlos a un santuario de mascotas. Tonka tenía una pierna muy dañada, Little P tenía lesiones superficiales en su mayoría.

 

Ambos perros estaban tan asustados. No tenían idea de lo que estaba pasando. Sin embargo, a pesar de todo, estuvieron pegados el uno al otro. Permaneció el uno en el otro que tenían la capacidad de encontrar algo de consuelo.

La lesión de Tonka necesitó 12 semanas de cuidados constantes, pero Little P es un pequeño frijol saltador juguetón. Tenerlos juntos era demasiado arriesgado, por lo que el veterinario insistió en que se separaran para que Tonka se recuperara adecuadamente.

 

El primo de mamá está acogiendo a Little P mientras Tonka se cura con un acogimiento clínico. Little P está teniendo éxito, sin embargo, es Tonka lo que más les preocupa. Tonka tiene diez años y su mamá lo tuvo desde que era un cachorrito. Estos 2 caninos deben reunirse lo más rápido posible. ¡No pueden arrojarse el uno al otro también!


Proporcionaron una casa amorosa maravillosa ya que no pudimos llevarlos con otros caninos y un nieto en una casa pequeña. tuvimos un memorial para Kristofer al que asistieron los cachorros. cuando Tonka reconoció que Kristofer no había regresado, murió mientras dormía.

Me aseguro si un corazón roto. tenía 10 años y estaba muy saludable después de sus cirugías. Me gusta pensar que están juntos. Little P tiene una casa fantástica y viva por la que estoy permanentemente agradecido y siempre estamos en contacto con su nueva mamá y papá.

 


Los perros están bendiciendo a los mejores amigos, un trato fantástico, grandes amigos y de por vida que Dios los bendiga a todos, hermosos caninos. Bendiciones y oraciones de Dios para usted y su familia //.

Trả lời

Email của bạn sẽ không được hiển thị công khai. Các trường bắt buộc được đánh dấu *